Toda la Música que necesitas para relajar Cuerpo y Alma

Mindfulness: Técnica Guiada de Meditación - Música para Relajarte te explica en este post que música te conviene  para tus meditaciones guiadas.

Lista de todas las músicas para el mindfulness

Los distintos tipos de música que se utilizan para el mindfulness son:

Música ambiental

Música instrumental

Sonidos primordiales

Ritmos binaurales

Sonidos de la naturaleza

Música clásica

Música para Mindfulness Paso a paso

La meditación con música se realiza mediante un método programado y los siguientes pasos que se mencionan a continuación: Elimina todas las distracciones como cerrar la puerta y permanecer en la intimidad, apagar todos los aparatos como teléfonos móviles y televisores para que no te molesten. Elige una música para meditar que te ayude a relajarte. Puede ser cualquier música que le guste a una persona, y el único criterio es que debe ser un ritmo lento sin letra. Un tempo rápido no inducirá un estado mental de meditación, y la letra distraerá la mente. Asegúrate de que la habitación tiene una temperatura agradable y es un espacio tranquilo. Utiliza unos auriculares o un reproductor para concentrarte bien en la música impregnándola bien en la cabeza. Esto debe hacerse esencialmente como un paso de cancelación de ruido para concentrarse mejor en la música. La música desempeña un papel importante en este caso y, por lo tanto, hay que darle la máxima prioridad. Poner el temporizador. Si eres principiante, no te estreses con horarios más largos. Tómatelo con calma, considéralo una actividad relajante y ajusta el tiempo según tus niveles de capacidad. Empieza con algunas asanas de yoga para poner la mente en el estado adecuado para las meditaciones. Relaja el cuerpo con estiramientos.

Colócate en una posición cómoda sentándote con las piernas cruzadas o en cualquier otra posición más cómoda para ti. En este punto, se recomienda evitar acostarse en posición horizontal, ya que hará que la persona se duerma rápidamente y, por lo tanto, no podrá beneficiarse de la meditación. Después de relajarse en la posición, cierre los ojos y respire con el diafragma. Respira profundamente y exhala por la boca. La respiración es una parte esencial de la meditación y, por lo tanto, asegúrese de respirar profunda y lentamente. Concéntrese en la música y piense en todas las sensaciones que evoca la música en su cuerpo. La clave es sentir la música. Sigue haciendo esto durante varios minutos. Sigue dirigiendo tu atención a la música y a todas tus sensaciones físicas. El objetivo de esto es hacer callar tu voz interior y ser tú. Deja la práctica cuando se acabe el tiempo.

 

Disfruta de la música. Te deseamos lo mejor con nuestra música para relajar el cuerpo y el alma. Entra en nuestros videos y comparte nuestra música.

@ 2021 – © Música para Relajarte

- Sólo puedes perder aquello a lo que te aferres

Plataformas
Comunidad
Nuestra Web